NOVEDADES

Thursday, February 04, 2010

Microrelato: El cojín rojo














Adela despertó incómoda. Notaba una dureza debajo de su espalda. El colchón, pensó, ya se ha estropeado. Desde que China se ha convertido en la fábrica del mundo, la calidad de todos los productos se ha reducido y sigue reduciéndose. Estamos en la economía del despilfarro: lo compro, lo uso, lo tiro, lo vuelvo a comprar...

Se incorporó. No se atrevía a buscar el muelle suelto del colchón flex. Otro gasto. Se llevó las manos a la cabeza en un intento inútil de paliar el dolor de cabeza que le causaba un gasto extraordinario en su precaria situación económica. ¿Cómo iba a comprar un colchón nuevo? Con manos temblorosas ordenó sus desenmarañadas greñas rubias. Después, rebuscó el muelle salido y lo encontró.

Era un original cojín rojo con manos de tela que pedían un abrazo. En una cara tenía un post in.

Te quiero.

Adela sonrió. Su marido nunca olvidaba el día de San Valentín.

--------------------