VIAJES DE ENSUEÑO

LO MÁS BARATO

Wednesday, April 22, 2009

Mi don Juan

Querido diario:
 
Ando liadísima en mis nuevos proyectos que no sé cómo sacar a flote o, mejor dicho, sí sé que salen pero no sé si flotan lo suficiente como para llegar a la costa.
 
Mi problema es lo que decía Galbraith: el único que tienen las personas pobres, tener más dinero y punto. El dinero solucionaría todo. Lo tremendo es que no consigo dar con el método que me haga rica de una vez, aun estando dispuesta a casi todo.
 
Sigo escribiendo, más para mí que para los demás. ¿Por qué voy a andar regalando a cambio de nada? Lo justo sería que la gente pagara mis poesías y mis relatos. Estoy segura de que hay personas que me leen que están forradas que podrían esmerarse más a la hora de colaborar con la publicidad que tienen mis blogs. Seguro que alguno o alguna piensa que pongo publicidad para decorarlos. La gente que no tienen necesidades pecuniarias tiene ideas muy extrañas. Les parece que lo importante es el amor. ¡Menuda tontería! Sin dinero no hay amor, ni amigos, ni respeto, ni nada de nada. Sólo puedes sentirte una persona digna cuando tienes una cuenta corriente recibiendo euros en abundancia regularmente.
 
$$$$$
 
No sé si me recuerdas
o has olvidado
a tu princesa,
la que jugaba
con dos muñecas,
tenía bruja,
también niñera,
no le faltaba
la cocinera,
los suegros eran
como los Reyes
Magos por padres
de un Heredero.
 
Pasó el tiempo,
no mi recuerdo,
porque me olías
como el ramito
de violetas.
 
Yo no sabía
si don Juan era
hombre pasado
o pretendiente.
 
Imaginaba tantas respuestas
a mis preguntas,
a mis sospechas,
y fui creyendo
como una atea
en tu existencia
hasta quererte.
 
Quiero pensar
que hoy ya vuelas
sobre las rejas
de tu tristeza
y te abrazas
a la certeza
del quiero y puedo
echar los brazos
hacia la puerta.