NOVEDADES

Tuesday, August 30, 2011

Aburrida de la vida

Diario:




Estoy cansada, aburrida de esta vida que cada día es más severa conmigo. Dinero poco, problemas muchos, soluciones escasas, ayudas nulas. Así no se puede vivir.




Miro a mi alrededor y veo prosperidad. Me siento la única pobre, pero no me hundo. Empiezo a dar codazos, a hacerme sitio. Los pobres también tenemos derecho a existir aquí y ahora, no en ese Reino de los Cielos que prometía Cristo. Hasta el Hijo de Dios fue injusto con los pobres. Les prometió una solución a futuros y los dejó en la miseria presente, abandonados a su mala suerte. Todos ayudan a los ricos, hasta el Altísimo.




Estuvo el Papa Benedicto hace cosa de una semana por Madrid. Es un Papa que aburre. No conocí a un hombre que vendiera una mercancía más averiada. Se reunió con las monjas de clausura. Ratzinger apuesta por el catolicismo más estricto. No se da cuenta de que no estamos en la Edad Media.




Monjas de clausura... Si lo pienso, viven mejor que yo, mucho mejor. En el convento no les falta comida y cubren sus cuerpos con esos hábitos horribles. Si tuvieran unos uniformes más a la moda, no me importaría ser monja de clausura. Por lo menos tenía la manutención garantizada.